Estoy con el período. En tres días hablamos.

6 12 2009

Por: 08Sandra

– ¡Pero cariño, nunca te importó el periodo! le dijo Juanjo asombrado.

– Pues ahora me importa, contestó ella. No tengo el cuerpo para jueguecitos. Juanjo daba vueltas por la habitación más empalmado que un semental, no podía creerlo, salió airado del dormitorio pensando:

– Tengo que idear algo, no puedo quedarme así, ¿3 días dice? Ésta va a cambiar de idea como que me llamo Juanjo, se fue a la biblioteca y buscó apresuradamente algún libro que le salvara de la situación. Empezó como loco a leer títulos.

– Nada, exclamó ¿cómo puede ser? No hay nada que me sirva, decía una y otra vez. Cuando ya estaba a punto de dejarlo pasar, observó que había un pequeño libro semioculto en una de las estanterías que le llamó la atención, lo cogió y vio el título “Razones científicas para tener sexo”.

– ¡Mi salvación!, dijo con una sonrisa socarrona. Lo abrió y lo leyó por encima hasta que encontró lo que quería, se empapó bien del texto y volvió a la habitación. Su mujer dormitaba, se acercó a ella con sigilo y le dijo:

– Cariño, te voy a dar 10 razones científicas para tener sexo, estas razones demuestran que tener relaciones sexuales mantienen la salud y la tranquilidad mental.

– Ella, se quedó mirándolo y le dijo:

– Vale, si al terminar me convences, tendrás tu recompensa, sino, tendrás que esperar tres días.

Juanjo, se apresuró y le soltó de carrerilla lo que había leído en el libro:

Cariño, el sexo es analgésico, es ideal para reducir todo tipo de dolores, es antiestresante, ya no tendrás que usar esas patéticas pelotitas de goma para liberar tu estrés, es bueno para tu corazón, no tendrás que preocuparte y reducirás las posibilidades de sufrir ataques cardiacos, es un excelente incentivo para tu autoestima, además, es excelente quemador de calorías, mantendrás tu línea y de paso te divertirás, es un buen somnífero, no tendrás que tomar tus pastillas, porque después de un orgasmo el cuerpo libera muchas oxitoxinas, lo que favorece un sueño placentero, también te ofrezco un gimnasio gratis, está demostrado que quemarás calorías y endurecerás los músculos, fortalecerás tus glúteos y piernas…

Juanjo hablaba y hablaba y ella lo escuchaba, cuando aún le quedaban algunas razones, ella le dijo:

– ¡Calla, calla! de acuerdo, lo haremos, pero que conste que vamos a hacerlo en nombre de la ciencia.

Próximo turno: Molinos salta turno a GORIO

Anuncios




Hagamos el amor todos los días…

30 11 2009

por Sonvak

-La cuestión no es hacer el amor todos los días, cariño… La cuestión es ¿cuántas veces al día hacemos el amor?. Desde mi punto de vista, lo ideal sería un mínimo de tres veces: empezar el día, mediar el día, y terminar el día realizando el deporte por excelencia más divertido del mundo.

Una sonrisa se extendía por el rostro de Xinax mientras hacía tal afirmación, totalmente convencida de sus palabras.

La cara de Aspec era un poema. ¿Se estaba quejando de que hacer el amor una vez todos los días no le llegaba?. ¿Le estaba diciendo que quería más, bastante más?. Dios, pensó, si lo hago tres veces al día con Xinax… ¿me quedarán fuerzas para rendir con Moli?… porque Moli también era bastante exigente al respecto.

-Por otra parte, cielo, creo que también deberíamos comenzar a probar experiencias nuevas -Xinax no dió tiempo a Aspec a contestar- pues creo que ello enriquecería mucho nuestras relaciones sexuales.

-¿Experiencias nuevas? -Aspec tragó saliva, pues aún estaba digiriendo lo de las tres veces al día.

-Sí, no sé… el otro día lo hablaba con mi amiga Moli, la cual últimamente anda un poco bajilla de ánimos y ¿sabes? se me ocurrió que podríamos hacer un trío los tres… Moli, tú y yo.

Aspec, que en ese momento estaba bebiendo, pues sentía la boca seca, se atragantó y comenzó a toser. Aquello no podía estar sucediéndole a él. ¿Sería que ella sospechaba algo?. ¿Le estaría tendiendo una trampa?.

-Cariño… a mi me resulta imposible pensar en hacer el amor con otra mujer que no seas tú. Ya sé que para muchos hombres eso del trío es toda una fantasía sexual, pero para mi esa fantasía quedó en el olvido desde el día en que te conocí -la miró con lo que creyó sería una sonrisa amorosa, esperando resultar de lo más convincente.

Xinax lo contempló pensativamente, decidiendo que él estaba diciendo exactamente lo que pensaba que ella desearía que dijese en una situación así.

-Pero… ¿no podrías hacer el esfuerzo por mi?… es que Moli necesita que la animen un poco, y esta me parece una idea genial… al fin y al cabo somos muy buenas amigas y no me importa compartirte con ella.

-¿No te importa compartirme con ella? -Aspec miró incrédulo a Xinax- ¿no te importa compartirme con Moli?

Próximo turno: Aspective